Lunes 15 DE Octubre DE 2018
Nación

Gustavo Adolfo Echeverría y el contexto político de su asesinato

Familiares y políticos aseguran que la muerte del exdiputado del PP tiene tintes políticos, en tanto el panorama electoral en la cabecera de Zacapa se torna violento.

 

Fecha de publicación: 11-10-18
El excongresista fue atacado a tiros por dos hombres que viajaban en una motocicleta y huyeron del lugar. Por: ENRIQUE GARCÍA elPeriódico
Más noticias que te pueden interesar

El informe circunstanciado de la Policía Nacional Civil (PNC) detalla que aproximadamente a las 20:38 horas del pasado 1 de octubre, una persona fue atacada con arma de fuego en el Barrio Buena Vista de la cabecera departamental de Zacapa. Se trataba de Gustavo Adolfo Echeverría, exdiputado del desaparecido Partido Patriota (PP) y quien buscaba regresar al escenario de la política.

Los agentes señalan que el excongresista falleció a la entrada del Hospital Regional del departamento como consecuencia de cuatro heridas de bala en la espalda. El reporte refiere que fue atacado por dos hombres que se conducían en una motocicleta y que luego del hecho se dieron a la fuga.

En el informe de la PNC se agrega que un familiar del excongresista señaló que el asesinato tiene tintes políticos porque “él era candidato”. El Ministerio Público (MP) se limitó a informar que el caso “se encuentra en fase de investigación por lo que, de momento, no es posible dar detalles de las pesquisas que la fiscalía realiza”.

EL POLÍTICO JOVEN

Echeverría ganó la diputación por Zacapa en las elecciones de 2011, fue presidente de la Comisión de Finanzas del Congreso en el segundo año de gobierno de Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti, pero renunció a la agrupación ante la “falta de compromisos del binomio presidencial en el departamento”. Quienes lo recuerdan, aseguran que otro de los motivos de su separación del partido fue porque “el PP había perdido el rumbo”, lo que le creó anticuerpos dentro de la organización.

En las pasadas elecciones (2015) se postuló con el partido de la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) pero no logró ocupar las dos únicas casillas que tiene Zacapa, puestos que ganaron Laura Franco –exmilitante del partido Lider– y Cristina Quinto, apadrinada por el expresidente Alfonso Portillo. Al no lograr buenos resultados fue relevado por Luis Alfredo Ortega Tobar, actual alcalde de Gualán, Zacapa.

Echeverría además de ser abogado y asesor de las municipalidades de Usumatlán, La Unión y Cabañas, era el coordinador departamental del partido Valor, aunque otras versiones aseguran que con un grupo de jóvenes impulsarían un Comité Cívico, pues gozaba de un buen caudal electoral en la cabecera para postularse a un cargo público.

DIPUTADO O ALCALDE

Fuentes consultadas refirieron que Echeverría se postularía como candidato a diputado, ya que tendría posibilidad, pues Franco y Quinto ya no se postularían y dejarían vacantes los puestos. Otras personas cercanas al congresista aseguraron que su candidatura era para dirigir la alcaldía de Zacapa: “Él quería hacer algo como alcalde porque decía que como diputado no hizo mucho”, indicó un entrevistado que omitió su nombre.

Además, se rumora en el departamento que, el hijo de Arnoldo Vargas, exalcalde de Zacapa y quien regresó a Guatemala en julio del año pasado luego de purgar 25 años de cárcel por narcotráfico en Estados Unidos, también está interesado en dirigir la alcaldía.

Violencia en Zacapa

En marzo de este año, fue asesinado, con arma de fuego, Julio Alberto Enrique Sánchez, quien era el alcalde de Zacapa.

En noviembre de 2017, el entonces concejal primero de dicha municipalidad, Sergio Cifuentes, fue capturado por agentes de la Subdirección General de Análisis e Información Antinarcótica (SGAIA) ya que tenía un proceso de extradición por vínculos con el narcotráfico.

Etiquetas: